martes, junio 01, 2010

México en las inauguraciones de los Mundiales



Reconozco que el pasado 4 de diciembre, cuando México salió sorteado en la posición A2 para el Mundial, brinqué de emoción: eso representaba jugar el partido inaugural ante Sudáfrica.

Hay 64 partidos en la Copa del Mundo, y el inaugural es siempre uno de los más vistos. Pero para México este papel no es nuevo, basta echarse un clavado en la historia para ver que mi país es el que más veces ha tenido el honor de abrir los Mundiales... Y que le ha ido de la fregada.

Para empezar este tortuoso recorrido, basta recordar que México tiene el nada dichoso honor de recibir el primer gol en la historia de los Mundiales, en el partido inaugural de Uruguay 30, donde ganó Francia por 4-1. Fue de Lucien Laurent, al portero Óscar Bonfiglio. ¡Yei!

México se ausentó en Italia 34 y Francia 38, pero regresó en Brasil 50. ¿Y qué creen? Le tocó inaugurar el Mundial contra los anfitriones. El Tri ahora tuvo el honor de recibir el primer gol -los primeros 5, de hecho- en el Estadio de Maracaná.

Ocho años después, en Suecia, México volvió a ser el sparring del anfitrión, y los escandinavos nada más le quisieron meter 3 a los jamaicones tricolores. (¿Saben de dónde salió lo del Síndrome del Jamaicón? Fue en ese Mundial, luego se los platico.) Eso sí, los mexicanos salieron con todo y saludo del Rey de Suecia.

Y la última vez fue en 1970, sólo que en esa ocasión México jugó el papel de anfitrión, con un empate 0-0 ante la Unión Soviética. La buena noticia era que por fin no se perdió. La mala es que ese empate provocó que los verdes (que a veces jugaban de guinda) terminaran segundos de su grupo y se cruzaran con Italia en Cuartos de Final. Curiosamente ayer se cumplieron 40 años de aquel México-URSS con el que inició el primer Mundial celebrado en mi país.

Cuatro décadas después, México volverá a jugar en la inauguración, ahora ante Sudáfrica. El futbol ha evolucionado a pasos agigantados desde entonces: en lugar de tener 16, los Mundiales ya tienen a 32 equipos; de 32 se llegaron a 64 partidos; el trofeo que se entrega al campeón ya es distinto y la FIFA se convirtió en un monstruo corportativo cuyas finanzas son superiores a las de algunos países pequeños. Ah, y México ya es un asiduo visitante a la ronda de Octavos de Final.

Además, desde Alemania 74 se abandonó la tradición de que el país anfitrión fuera el protagonista del partido inaugural para cederle ese papel al campeón defensor, por lo que ya no era necesario que países que de antemano se sabía que no iban a llegar muy lejos -sí, como México- sirvieran de plato fuerte para los locales. Sin embargo, a partir de Alemania 2006 vuelve a ser la nación de casa la que abre el primer baile, metafórica y no tan metafóricamente hablando.

Por lo pronto una cosa es segura para el 11 de junio, México volverá a hacer historia en un partido inaugural: será la primera selección en la historia de los Mundiales que juegue con un uniforme negro. Pero lo que realmente queremos saber es si el Tri será el primero que le gané a un anfitrión en el juego de apertura. A ver si es cierto.

3 comentarios:

Silvia Almanza "Vasconcelos" dijo...

Amo este tipo de post!!! Pero me resultará complicado hacer la traducción, así que egoistamente me quedaré con la información.

Ya quiero saber la historia del Jamaicón!!

In phidelio dijo...

México 1-1 Sudáfrica

Jésica Zermeño dijo...

Mac, no sabes cuánto he pensado en el partido inaugural del Mundial. ¡Me encantó tu texto! Como siempre, me ilustró muchísimo :D