martes, diciembre 21, 2010

lunes, diciembre 20, 2010

9 puntos sobre Nowhere Boy

Nowhere Boy narra la adolescencia de John Lennon. Voy a tratar de no echarles a perder la película contándoselas, pero si conocen cómo fue la vida de este hombre antes de saltar a la fama (y son lectores de este humilde blo') ya saben de antemano qué pueden encontrar: que vivía con su tía, que su padre lo abandonó en la infancia y que su madre murió en un accidente provocado por un policía borracho.



Las actuaciones son fantásticas, apegadas al papel de cada personaje en esta historia, aunque para ser francos, Paul no se parece físicamente al verdadero Paul, ni mucho menos George al verdadero George.

Me limitaré a dar mis 9 puntos sobre esta película que me parecieron más interesantes. Enriquézcanlos con sus comentarios si ya la vieron.

Y si no la han visto, vayan, aún si no saben nada de Lennon, encontrarán una historia fascinante.

1. Aunque no detalla fechas en específico y pareciera que todo pasa en un periodo corto, la historia del filme corre de 1955 a 1958, con una última escena en 1960.

2. Nunca se menciona la palabra "Beatles".

3. En el cuarto de John se pueden ver los dibujos de futbol e indios que uso en 1974 para ilustrar el álbum Wall And Bridges.

4. El problema de reto a la autoridad de John, tanto en la escuela como en casa, aparece como una constante en toda la película. La herencia del espíritu rebelde y un tanto caótico de su madre en John está muy bien lograda.

5. Se sabe que Julia le compró su primera guitarra a John. Nowhere Boy sugiere otra cosa. ¿Será?

6. La película sugiere que no hubo relación entre Julia y John entre los 5 y 14 años del hijo. Hasta donde sé, Julia tuvo siempre acceso a John y no se alejó de él por periodos tan prolongados.

7. Lo que se narra dentro del funeral de su madre, no puedo decir si ocurrió (nunca he visto testimonios al respecto), pero es una representación del caracter de John: demasiado impulsivo, pero consciente de manera inmediata del daño que generaba.

8. Se hace una interesante -pero un tanto pretenciosa- insinuación de un complejo de Edipo entre John y Julia.

9. La canción elegida para cerrar la película es la única que se sale del espacio cronológico de la historia, pero es la que representa de manera más fiel el conflicto que libró Lennon durante su adolescencia.

(10. Lo mejor de la película es que nunca sale Yoko, jojojojojo)

jueves, diciembre 16, 2010

John según Yoko


Sobre John Lennon hay dos fechas que celebrar: la de su nacimiento y su muerte, ambas por igual, como si tuviera dos cumpleaños con 60 días de diferencia.

Tanto los 9 de octubre como los 8 de diciembre, millones de personas lo recordamos de distintas maneras, particularmente cuando se trata de años cerrados. John falleció a los 40, en 1980, por lo que no se necesita ser Pitágoras para entender que la carga sentimental aumenta en aquellos años cuyos dígitos terminan en cinco o cero.

Estudiar la vida de Lennon, de la manera que lo he hecho durante los últimos dos o tres años, de manera profunda, implica por añadidura saber algo de Yoko Ono. El viernes pasado me invitaron a un programa de radio para hablar sobre la vida del ex beatle y al momento de tocar esta relación, surgieron varios calificativos: se trata de una mujer dominante; se dijo la palabra "manipuladora", aunque aún no podría asegurar qué tanto; loca, sí, sin duda, bajo el estandar psicológico que define al loco como alguien que no se acomoda al principio de cómo es la mayoría.

No, Yoko no separó a los Beatles, de eso se encargó John y su carácter explosivo. No, Yoko tampoco lo obligó a encerrarse por cinco años sin producir música. Sí, Yoko llenó el vacío existencial que dejó en Lennon la muerte de su madre.

Nueve días después del cumpleaños 70 de John (ese extraño número nueve), Yoko escribió una memoria sobre el último fin de semana con su esposo, del sábado 6 al lunes 8 de diciembre. Ese texto está publicado en la edición de la revista Rolling Stone de este mes.

Ya se sabe cómo transcurrió el último día en su vida, un día agitado, con una larga e histórica sesión de fotos, una entrevista, una sesión en el estudio de grabación y el final trágico a las puertas del Dakota. Pero aún me faltaba por leer el testimonio de la única testigo de ese crimen.

Les compartó un breve fragmento de lo que escribió Yoko, el penúltimo párrafo, lo que ocurrió unos 20 minutos antes de que John cayera abatido a manos de Mark David Chapman:

"El trabajo en el estudio se prolongó hasta tarde en la noche. En una habitación contigua a la sala de controles, justo antes de salir del estudio, John me miró, yo lo miré. Sus ojos tenían la intensidad de un chico a punto de decirme algo importante. "¿Sí?". Le pregunté. Y nunca olvidaré cómo una voz profunda y suave, como si fuera a tallar sus palabras en mi mente, me dijo las cosas más bellas. Después de un momento aparté mi mirada, sintiéndome un poco avergonzada."

Sí, Yoko amaba a John, y John amaba a Yoko.

(Sí, estaban bien pinches locos los dos.)

jueves, diciembre 09, 2010

John Lennon: el músico que soñó con ser futbolista


Como muchos niños, soñó alguna vez con jugar en el equipo de su ciudad, con ser un "Red". En aquella época, Liverpool se levantaba de sus propias cenizas después de que la Alemania nazi la dejó en ruinas durante la Segunda Guerra Mundial, y un pequeño, como muchos de ahí, encontraba en el futbol esa esperanza para salir adelante.

El tiempo pone las cosas en su lugar. John quedó lejos de ser ese Albert Stubbins al que admiró anotando goles una y otra vez en Anfield, o de ser un tal Jorge Robledo que le dio un título de Copa al Newcastle (cuando las Copas eran muy, muy importantes). El sueño del niño John Winston Lennon de ser un gran futbolista quedó en su imaginación y sólo alcanzó para plasmarse en un dibujo que hizo a los 11 años de edad.

Al tiempo que se dio cuenta que el balón no era lo suyo, supo que su gran habilidad estaba en las artes, particularmente en la música.

Y ese sueño infantil de ser futbolista, lo llevó 22 años después a uno de sus mejores álbumes, cuando él era ya uno de los más grandes músicos de la historia, mientras el recuerdo de Stubbins y Robledo estaba ya algo arrumbado en la memoria colectiva de la isla del futbol.



Investigación: Ricardo Otero
Edición: José Reyes (a.k.a. Pepe Renders)

A 30 años de la muerte del hombre y el nacimiento de la leyenda, así fue como recordamos ayer, 8 de diciembre de 2010, a John Winston Lennon, en Televisa Deportes Network.

sábado, diciembre 04, 2010

When I'm Sixty-Four con Julian Lennon

Deambulando por YouTube me encontré con esta joya. El video lo presentan como un dueto de Julian Lennon con Paul McCartney de When I'm Sixty-Four.

Honestamente no estoy del todo seguro, de hecho casi podría apostar que Julian grabó la entrada y la salida de la canción y que luego la pegaron a la original, que es exactamente la misma que cantó Macca para el Sgt. Pepper's Lonely Hearts Club Band.

De todas maneras, está bastante curioso escuchar la voz del primer hijo de Lennon en esta rolita.



(Will you still need me, will you still feed me, when I'm sixty-four?)

jueves, diciembre 02, 2010

Los medios vs. Internet


Hasta hace no mucho tiempo, al menos el suficiente para que pueda contarlo, el público era simplemente un espectador. Veíamos, escuchábamos, pero no participábamos en los medios. Las diferentes plataformas -televisión, radio o impresos- eran canales unilaterales de información.

La dinámica ha cambiado y esta comunicación se ha vuelto una vía en doble sentido.

La integración de internet trajo la posibilidad de dejar de ser espectadores. Como bien me lo recordó Jex: los clientes se volvieron competencia. La web 2.0 le permite al usuario no sólo consultar, sino también crear y publicar a la vista de todo el mundo sus nuevos contenidos, al grado que basta un mensaje de menos de 140 caracteres para matar varias veces a alguien, pregúntenle a Gustavo Cerati.

Los blogs y microblogs se apoderan del espacio visual y del tiempo del consumidor de información. El usuario dejó de sentirse público y se sabe generador de contenidos, se siente un pequeño Joaquín López Dóriga que da sus noticias para que su microcosmos digital se entere de lo que le pasa. Así, mis 160 y cacho seguidores en Twitter pueden enterarse que estoy yendo al baño (no, calma, nunca tuiteo eso), o mis -en promedio-50 lectores diarios sabrán por medio de este espacio que estoy tratando de ilustrarlos (quizás en vano) de los alcances de la nueva sociedad de la información.

Precisamente con Jex, una de las periodistas contemporáneas a las que más respeto, platicaba ayer en la tarde sobre este tema. Su argumento es sólido: internet está acabando con los medios. El público cada vez depende menos de un reportero o de un jefe de información para saber lo que pasa en el mundo. Los propios medios cada vez monitorean más los Twitters, Facebooks y blogs de los "famosos" para dar sus noticias, sin darse cuenta que la gente no necesita eso, porque es más fácil darle follow a @FelipeCalderon en lugar de leer una nota de El Universal sobre el último tweet del Presidente de México. ¿Les vuelvo a recordar el caso que expuse el día de la muerte de Michael Jackson? La inmediatez ya se volvió un asunto de instantaneidad (vas RAE, agrégala).

¿Qué deben hacer los medios para sobrevivir? El New York Times lleva tiempo buscando esa respuesta, pero en el inter, ya anunció el final de su edición impresa en el mediano plazo. Para acabarla, Internet fomenta los contenidos gratuitos, o qué, ¿nadie se ha quejado de que reforma.com cobre por el acceso? Es decir, los periódicos digitales están condenados a regalar su información y vivir de la publicidad, pero como comprobamos en la crisis de finales de 2008, lo primero que recortan las empresas en tiempos de austeridad es su gasto en publicidad.

¿A dónde van a parar los medios? Hoy aproximadamente una sexta parte de la población mundial tiene acceso a internet, es decir, algo más que mil millones de personas. ¿Qué va a pasar el día que esa cifra se triplique? ¿Qué medios van a sobrevivir? Tal parece que los impresos son los primeros que van para el paredón.

Pero lo que más me preocupa es, ¿qué va a pasar con los periodistas? ¿@isopixel se convertirá en el próximo López Dóriga? ¿Cómo se volverá rentable ser informador en el mundo digital?

Se nos está acabando el tiempo para encontrar respuestas.

(Mi pronóstico es que la tele sobrevivirá.)

lunes, noviembre 29, 2010

George Harrison

Hoy hace nueve años se fue. Y mi guitarra sigue llorando suavemente, para sacarme, como siempre, una enorme sonrisa.



Gracias, George Harrison.

jueves, noviembre 25, 2010

Rafael Rangel

Hace 4 años lo vi en el mismo lugar, bajo circunstancias prácticamente iguales. Era la Final de la temporada 2006 de la ONEFA entre los Aztecas y los Borregos Salvajes, y llegué a saludarlo con una grabadora en mano, cubriendo para la estación de radio de mi campus. Casi podía asegurar que reconoció mi cara de algunos encuentros pasados en circunstancias académicas.

El pasado jueves por la noche me avisaron que me enviarían a Puebla a cubrir la Final entre Aztecas y Borregos, pero no de ONEFA, sino ahora de Conadeip, ya que estas dos escuelas optaron por salirse del tradicional circuito de futbol americano y crear su propia Liga. Pero el escenario era el mismo, el Templo del Dolor, con las tribunas llenas.

Antes del partido fui a saludarlo, me presenté otra vez. A su cargo hay como 100 mil alumnos actualmente, ahora imagínense cuántos han pasado por las aulas del Tec en sus 26 años como Rector. Y aún así, me reconoció sin chistar. A diferencia de hace 4 años, esta vez llegué con un camarógrafo, un micrófono y el uniforme del canal de televisión donde trabajo.

Hablar de Rafael Rangel Sostmann es referirse a uno de los hombres que más ha aportado a la educación en México en las últimas dos décadas. Ha viajado por el mundo para observar otros modelos de enseñanza y traer lo más útil a sus aulas. Formó parte del equipo de transición de Vicente Fox. Puso a la tecnología como un elemento indispensable en su proyecto. Habrá gente a la que no le encante el Tec, pero se pueden rescatar muchas, muchísimas cosas.

No pude evitar la oportunidad de hacerle una entrevista que, pensaba, sería la última que le haría en su calidad de Rector del Sistema Tecnológico de Monterrey. Meses antes había iniciado un proceso para encontrarle un sucesor. Bajo el mando de Rafael Rangel, el Tec de Monterrey se convirtió en la mayor potencia en futbol americano, el deporte estudiantil de más arraigo en México.

Tenía que preguntarle sobre eso. Lo busqué de nuevo al final del partido, que perdieron los Borregos 17-10. Aquí está la entrevista que le hice el sábado pasado:



En el camino de regreso a casa pensé que no me había despedido de él. Le agradecí la entrevista, lo felicité por su trayectoria, pero no me despedí. En el momento, creo que habría sido lo correcto. Tres días después se anunció la reestructuración en el Tecnológico de Monterrey. Se crearon tres Rectorías, además de la que tenía Rangel a su cargo. Los cuatro Rectores ahora le reportan a él. Lo que iba a ser su retiro, se convirtió en promoción.

Por algo será. Quizás me lo vuelva a encontrar con micrófono en mano. Nada me daría más gusto que eso.

(Sí, ya sé, lo corté en la última respuesta, chale)

martes, noviembre 23, 2010

La "Temomanía": un d10s en Irapuato


Irapuato es una de esas plazas malditas para el futbol. En esta década lo obligaron a descender, y luego descendió más. En esa tierra, famosa por su producción de fresas, el futbol es una pasión de primera, aunque su equipo esté en una segunda división que hoy, para que no suene tan feo, se le llama Liga de Ascenso.

Su equipo es un histórico, pero por ahora sólo vive de eso, del recuerdo. Su estadio, el Sergio León Chávez, fue sede mundialista en 1986, donde vivió su ocaso la otrora gran maquinaria húngara que, al son de un 6-0 en contra ante la Unión Soviética, jugó sus últimos partidos de Copa del Mundo.

Ahí, en pleno corazón del Bajío, alejado de los reflectores y de las conferencias de prensa multitudinarias, Cuauhtémoc Blanco busca un remanso de paz. Allá se siente libre, habla con más sinceridad y se sabe dueño del lugar y de las situaciones.

En la tierra de los Hijos de la Mermelada ya encontraron a su d10s.



Al aire en Futbol en Serio Punto, por Televisa Deportes Network, el 22 de noviembre de 2010.

Texto y voz: Ricardo Otero
Camarógrafo: José Alonso Roldán
Realización: Oscar Sosa

lunes, noviembre 15, 2010

El Estadio Azteca

Cuando lo conocí, de niño, me pareció enorme, un monstruo de concreto alzándose contra el mismísimo cielo; y ahora de adulto, mientras los salones, jardines, pasillos y hasta mi propia casa parecían encogerse, el "Coloso de Santa Úrsula" seguía siendo eso, un coloso, como si hubiera crecido conmigo.

Al respecto, Andrés Calamaro le dedicó una canción fabulosa: "cuando era niño y conocí el Estadio Azteca, me quedé duro, me aplastó ver al gigante, de grande me volvió a pasar lo mismo. Pero ya estaba duro mucho antes..."

En esa cancha se consagraron los dos más grandes futbolistas de la historia: Pelé y Diego Armando Maradona. Grandes partidos de futbol, el primer partido oficial de la NFL fuera de Estados Unidos, conciertos, visitas papales, hasta encuentros religiosos juveniles. Es la casa de la Selección Mexicana y, por más que me duela reconocerlo, de uno de los dos equipos más populares de mi país, el América.

A las Águilas o las amas o las odias, no hay medias tintas. Esa bipolaridad es un ingrediente infaltable en el futbol mexicano, ya que alimenta muchas de las grandes rivalidades. Una de ellas la protagonizamos los aficionados de los Pumas, que recibió su bautizo en aquel atraco de la Final de la temporada 84-85, su primera comunión en la del 87-88 y se confirmó con el "Tucazo" del 22 de junio de 1991. Es verdad: lo primero que buscamos cuando se publica el calendario de un nuevo torneo es la fecha del partido contra América para marcarla en la agenda.

Por eso, salir con la victoria de ahí para un aficionado puma, y más en un partido de vencer o morir, como el de ayer, es uno de esos momentos donde se explica el tamaño de la pasión por este deporte.


Imagínense cuando se trata de un campeonato.

(Y ya lo ven, ¡fuimos locales otra vez!)

miércoles, noviembre 10, 2010

Ubaldo Fillol: El Romance de Mi Vida

La vida lo llevó de San Martín del Monte a Buenos Aires, Río de Janeiro y Madrid; de ser un chico desconocido al que le llamaron el "Pato" por sustituir en un entrenamiento a un tal "Pato" Iglesias, se convirtió en el más grande bajo los tres palos en la historia de su país.

Fue campeón de su país. Fue campeón del mundo. Se retiró hace casi 20 años y sigue siendo el referente en su posición. El trofeo que recibe el arquero menos goleado en la Liga en Argentina lleva su nombre. Recibió tantas ovaciones que, a los 60 años de edad, le cuesta un poco de trabajo escuchar. Sigue siendo un idealista que transmite todo lo que aprendió a los jóvenes que se entrenan bajo su leyenda, no sólo como arquero, sino como ser humano.

Ubaldo Matildo Fillol me platicó cuál es su romance.



Al aire en Futbol En Serio Punto, por Televisa Deportes Network, el 9 de noviembre de 2010.

(Lo he visto como 20 veces y me sigue encantando.)

martes, noviembre 09, 2010

Primer sexenio

En este preciso momento, a las 7:14 de la noche, tiempo del centro de México, se cumplen 6 años de la primera publicación en este espacio.

Aquí no hay cambios de poder. Seis años después sigue el mismo loco escribiendo, y seguirá mientras quiera hacerlo.

Y además, hoy también es cumpleaños de mi padre, por eso hoy Marilyn nos canta:



(Happy Birthday to us!)

Brian Epstein


Él vendía discos. Siempre se dedicó a eso. Primero en la tienda de su padre y luego como la cabeza oculta del grupo más grande de la historia.

Mucha gente le preguntaba por unos tales Beatles que se estaban convirtiendo en una gran moda en Liverpool. A la vuelta de la calle de su tienda se encontraba La Caverna, uno de esos hoyos funky para las bandas locales. Tanta gente no podía equivocarse, debía ir ahí y, por lo menos, ver de qué se trataba tanta locura.

Fue el 9 de noviembre de 1961, hoy exactamente hace 49 años. Brian no sabía nada de música pop, pero fue cautivado por el carisma de esos chicos desarreglados, estaban conectados con el público, que como todas las noches abarrotaron el lugar.

Lo presentaron con John. Su relación con él siempre fue más cercana que con el resto de los Beatles. Brian era ocultamente homosexual, porque en esas épocas no era socialmente aceptado (no sé si ya lo sea). Sus viajes de vacaciones con Lennon, con el paso del tiempo, crearon toda clase de rumores. Hay mucho ruido y pocas nueces, pero lo que sí vio John en él fue esa guía que no tuvo con la ausencia de su padre, aún cuando Brian era sólo 6 años mayor. Es difícil saber si lo pretendía y mucho más difícil que algo haya pasado: Lennon siempre fue demasiado mujeriego.

Brian era un tipo estable, mesurado, tranquilo, con gran habilidad para las relaciones públicas y una visión inusual. ¿Conciertos en un estadio al aire libre? Fue una idea de Brian Epstein. Los llevó por todo el mundo, hizo grandes a los Beatles, explotó su imagen y su música...

Y al final, explotó él: el 27 de agosto de 1967, fue hallado muerto por sobredosis de barbitúricos.

A partir de ese momento, todo empezó a caer para los Fab-4: la disquera Apple Corps, que nació al año siguiente, fue un caos financiero; la lucha de egos en el interior del grupo perdió todo control; Paul tomó el control administrativo del grupo y John nunca aceptó eso. Brian era la cabeza del grupo que, paulatinamente, y en silencio, se fue desintegrando desde entonces.


"Cuando Brian murió, supe que ahí se acababa todo. Supe que lo habíamos tenido...". John lo sabía, pero no pudo evitarlo. ¿O no quiso?



(Texto escrito sin las nuevas reglas de la RAE. Quizás algún día me acostumbre a ellas.)

martes, noviembre 02, 2010

El color de la Muerte

Los mexicanos somos fiesteros, pachangueros, desmadrosos, hacemos fiesta hasta de los triunfos y alegrías ajenas.

¿Por qué la muerte no habría de ser la Muerte también una fiesta?

Así fue la fiesta de este año en Coyoacán.

domingo, octubre 31, 2010

Calaveritas

John Lennon

A John Lennon lo visitó la calaca
en su departamento del Dakota
"No vine a echar la chacota
hace tiempo que te hago marca"

A la muerte Lennon le pidió paz
pues pensó que era muy joven,
cantaron al son de este compás:
"Happy Xmas, War is Over"

Lennon trato de huirle a la Muerte
en la inmensidad del Parque Central.
El músico quiso hacerse el fuerte,
y hasta le hizo un "Juego Mental"

"No vine a cobrar, no soy el Taxman,
tampoco vine por tu esposa Yoko,
la verdad ella me importa poco,
¡por eso traje a Mark David Chapman!"


Gustavo Cerati

La Muerte quiso sorprenderlo
en un concierto en Venezuela
Gustavo se quedó perplejo:
"está flaca ya ni la'muela"

La huesuda cortó la música,
pues era una oportunidad única:
el argentino tuvo un día anormal
e inició un "Paseo Inmoral"

La Calaca y Cerati siguen la pelea
por mantenerse en esta tierra,
Gustavo es el favorito de la gente
y el resultado aún está pendiente.


Germán Dehesa

Sentado en su casa de piedra
Germán esperó con paciencia
a la Catrina esa de mierda
que lo dejó listo para la ciencia.

Son las últimas letras de Dehesa
y su célebre Columna del Ángel,
al público su partida aún le pesa
mucho más que una nota al margen.

"Querido Germán, qué tal durmió",
la flaca dientona de él se burló.
Germán la vio con su mirada fiel:
"Ya sabía que eras tú, ¡Montiel!"


El Pulpo Paul

Descansaba el pulpo Paul
después de mucho meditar:
"el fin de mi vida va a llegar,
y nunca he metido un gol."

En Oberhausen se presentó la Muerte
y puso dos urnas en la pecera:
"Sólo a una puedes meterte,
serás ceviche o figura de cera."

Paul se defendió con cada tentáculo,
pero poco importó su fama de oráculo:
"Fue más fácil decidir en la Final,
¡la Muerte se parece a Silvia Pinal!"

martes, octubre 26, 2010

La leyenda de Sudáfrica 2010

La historia en el futbol se reescribe cada 4 años, y justo en ese corte de caja aparecen los personajes que le dan vida a esas páginas.

Así se tatuaron en el recuerdo nombres como Pelé, Cruyff, Beckenbauer, Maradona, Zidane o Ronaldo, por mencionar sólo a algunos. Bien me lo dijo Ubaldo Fillol, portero de Argentina en el 78: uno demuestra que es el mejor del mundo hasta que lo hace en un Mundial.

Precisamente la Copa del Mundo ha visto en sus canchas construirse la grandeza de sus futbolistas. Ha sido el escenario de grandes gestas deportivas, de la ilusión de millones de hinchas y hasta el medio de propaganda de dictaduras militares, como la de Mussolini en Italia y la de Videla en Argentina.

Basta jugar un mes en estado de semigracia divina para ser un inmortal. Siete episodios separan a los hombres de las leyendas: se requiere jugar siete partidos para ganar un Mundial, sobrevivir a ellos (no necesariamente ganarlos): vale más tener una sola llegada al arco contrario y meterla que un bombardeo constante que no atine en el blanco, vale más ese rebote con buena dirección que un balón que deje temblando un poste por años... A veces, vale más la suerte que el futbol.

El "pulpo" es un apodo ideal para un guardameta impasable, aunque también aplica para mediocampistas que igual quiten balones, los repartan y metan goles: para esos jugadores polivalentes que tanto admiran los entrenadores. Los ocho tentáculos son la herramienta perfecta para una metáfora de alcance, posesión y destrucción.

Nadie habría podido imaginar el 11 de junio, el día que arrancó el Mundial de Sudáfrica 2010, que un pulpo sería su estrella. No, no un jugador llamado "el pulpo" como Mascherano, sino un verdadero cefalópodo habitante de un acuario que, seguramente, nunca fue consciente de su fama.

Paul no se conformó con jugar siete partidos: tuvo 8 y todos los ganó. No por su técnica con el balón ni por sus gambetas, pero sí por el hambre y por la diosa fortuna. Tuvo la clarividencia de ver antes que nadie el gol de Lampard que no se marcó, los 4 pepinos a Argentina y los tantos de Puyol e Iniesta. Nunca falló. Se le asignó una tarea y la cumplió cabalmente, como quisiera cualquier entrenador. Fue el centro de atención de la gente y ocupó portadas de diarios y espacios privilegiados en los noticiarios. Sustituyó a Messi y Cristiano en el gusto de la gente. Tuvo amenazas de muerte. Las chicas lo aclamaban y los gobernantes de ciudades enteras querían nombrarlo ciudadano distinguido.

Y hoy el mundo despide a la estrella de Sudáfrica 2010, para convertirse en leyenda.


Gracias Paul, por recordarnos que ya no existen héroes en el futbol.

(Ah, aquel gol de Puyol...)

jueves, octubre 21, 2010

Los Beatles en el año 3000

El legado de John, Paul, ¿Greg? y... ¡¡¡¿¿¿Scottie???!!! dentro de mil años.



Cortesía de Brenda (y Lola)

(It was a thousand years ago today!)

sábado, octubre 16, 2010

Mimi Stanley


No lo parió, pero fue lo único que le faltó. John creció bajo su techo, comió lo que ella cocinaba y aprendió -a medias- de ella. Mimi fue, quizás, lo único estable en la niñez del futuro genio musical.

En los años 40, las madres solteras no se consideraban aptas para criar a sus hijos. Ante el abandono de Alfred, Julia no tuvo opción: su pequeño se fue a vivir con sus tíos Mimi y George. Ella era la imagen viva de la disciplina y lo sistemático, quería que su sobrino fuera un hombre de provecho, con una buena familia y un buen trabajo, que ayudara a su país a recuperarse de los estragos de la guerra.

¿Ser músico? No, inadmisible, nadie vive de eso. ¿Escuela de arte? OK, pero a regañadientes. Siempre fue consciente de que John tenía un grave problema de respeto a la autoridad, y nunca pudo corregirlo. Su sobrino-casi-hijo era un caso perdido.

Porque mientras Mimi se esforzaba por enderezar a John, Julia, su hermana, la madre biológica, lo alentaba para cumplir su sueño de ser músico. Y Julia tuvo más eco muerta que viva.

Mimi tuvo que aceptar que John fuera músico, que se casara muy joven y que explotara toda su creatividad. Y pese a la notable diferencia en sus personalidades, Mimi amaba a John y John amaba a Mimi.

Porque incluso los genios más grandes necesitan un soporte.


(Sólo le faltó una canción a Mimi.)

miércoles, octubre 13, 2010

Si te pasa esto...

- Si te cortó el/la novio/a

- Si perdiste tu celular

- Si tuviste un mal día en el trabajo

- O peor, si perdiste tu trabajo

- Si chocaste tu auto

- Si subiste de peso

- Si te enfermaste

- Si tus vecinos te parecen unos pelmazos

- Si el domingo en tres partidos del futbol mexicano no hubieron goles, y los 49's volvieron a perder en la NFL

- Si dejaste de creer en la gente

- Si dejaste de creer en Dios

- Si sientes que estás en el hoyo...

Recuerda que hubo quienes estuvieron en uno muy profundo, a más de 600 metros de la superficie, en la penumbra total, durante más de dos meses. Y salieron.


Gracias por el ejemplo, Chile.

(Gracias, de verdad.)

lunes, octubre 11, 2010

El 12° hombre


En el futbol y el futbol americano hay 11 hombres por equipo en la cancha, y a la afición se le ha llamado el "jugador número 12". No sé si exista una explicación científica, pero las estadísticas no mienten: jugar en casa siempre da un handicap a favor en una proporción de 12 contra 11.

El deporte universitario en Estados Unidos es la raíz de su éxito: ahí se forman los grandes atletas, y con ello demuestran que la educación y el deporte van de la mano. En sus pistas y campos se entrenan medallistas olímpicos y se preparan los futuros integrantes de las ligas profesionales.

El asunto va mucho más allá de las becas, la infraestructura y los grandes presupuestos que aquí no hay, también es una cuestión de identidad, de pertenencia, de tatuarse los colores y de convertir a la universidad en parte irremplazable y necesaria de una comunidad.

En México sólo existen dos estadios universitarios con aforo para más de 30 mil espectadores: el Olímpico Universitario de la UNAM y el Tecnológico de Monterrey. Allá, del otro lado del Río Bravo, hay monstruos de concreto que superan hasta los 100 mil asientos dentro de las casas de estudio, y precisamente en uno de esos grandes inmuebles, el Kyle Field, de College Station, vive un monstruo de 83 mil cabezas que apoya a los Aggies de Texas A&M: "The 12th Man".



Vi por primera vez este video hace 6 años y se me sigue poniendo la piel de gallina.

(¿Qué le espera a nuestro deporte si nunca voltea a ver a las universidades?)

sábado, octubre 09, 2010

El 9 de octubre de 1940

Aquella noche, según contó Mimi en repetidas ocasiones, caían bombas sobre la ciudad. Fue un ataque que duró días y noches enteras. Pero a ella poco le importó la destrucción para correr por las calles ante la noticia del nacimiento de su sobrino.

El padre se encontraba desde hacía un par de meses en altamar, sirviendo en un buque, en medio del conflicto. Era una escena común en la época: las madres solteras y los hijos huérfanos por la guerra. No, Alfred no estaba muerto, pero a su ausencia sólo le faltó una lápida y un registro de defunción.

En 1940 toda Europa era un completo caos que sufría ante la ambición expansionista de Adolfo Hitler. El pequeño fue gestado en medio de meses grises y de mucha sangre vertida.

Mimi llegó a la clínica de Oxford Street para reunirse con su hermana, Julia, y su sobrino, John. Liverpool estaba destruido, pero para la familia Stanley había motivos para celebrar, para volver a esperanzarse. Quién diría que en medio de un sanguinario ataque a la población civil vería la luz uno de los más importantes promotores de la paz de nuestros tiempos. Su vida inició en medio de un bombardeo y terminó con cuatro balas en su espalda.

Aunque tardó más de 30 años en tener un padre en la práctica, al pequeño le puso el apellido de su progenitor. Justa o no, esa decisión, a exactamente 70 años de distancia, le dio un apelativo a la inspiración que tomaron muchas, millones de personas, generaciones enteras, en todo el mundo:

Lennon.



(¿Se nota cómo no tomé en cuenta el aspecto musical?)

miércoles, octubre 06, 2010

John Lennon en 2010

A sólo unos días del 70 aniversario del natalicio de John Lennon, los medios informativos empiezan a darle espacio a las celebraciones, el lanzamiento de nuevos productos relacionados con el cantante, y una que otra especulación...

Pero ¿qué tanto se puede especular de un hombre que murió hace casi 30 años? Lo primero que se me venía a la cabeza era un bosquejo de cómo se vería hoy en día si estuviera vivo.

Primero hay que establecer el parámetro de la realidad. Este es John Lennon en 1980, poco antes de su muerte:


A algunos les puede sorprender la imagen si están acostumbrados a verlo con sus lentes oscuros, en años más jovenes, como en los Beatles y sus primeros años en Nueva York. John desapareció de la escena pública entre 1975 y buena parte de 1980, por lo que hay muy pocas fotografías que se le tomaron en esa época. Aquí aparece ya con un semblante más serio, como un hombre de familia, desintoxicado. Cuarentón, ja.

Y esta imagen, atribuida por algunos medios a Telecinco de España (aunque la propia Telecinco no especifica su origen), nos dice cómo sería Lennon en este 2010 si siguiera vivo:


¿Qué les parece? O mejor dicho, ¿se parece?

(Yo digo que no.)

lunes, octubre 04, 2010

3 apps útiles para iPhone/iPod Touch

Luego de que hace meses les hice algunas recomendaciones para bajar aplicaciones para iPhone/iPod Touch, les daré otra, pero no tan de golpe, cada entrega (no diré cada cuando) les evaluaré otras tres, "y así"...

A diferencia de aquella vez, no me limitaré a que sean gratuitas, pero sí que sean baratas, de máximo 20 pesos. La evaluación que hice es estrictamente personal y subjetiva, por lo que mucho agradeceré que me platique si su experiencia ha sido diferente con ellas.

Y empezamos:

Diseñador de Tono: Si no te gustan los tonos de tu iPhone (vamos, neta, ¿a quién le gustan?), este programita te permite crear nuevos basados en las canciones de tu biblioteca. Puedes crear los que quieras, con duración de hasta 30 segundos, y darle un tono personalizado a tu contacto. El único contra es que el proceso después de crearlos para poder darlos de alta es medio latoso, pero hay un video que lo explica de manera decente. 4 estrellas. Costo: 10 pesos.

Cancha: para los amantes del deporte, la aplicación de Cancha de Grupo Reforma es un must. Además de tener las notas más relevantes, te permite personalizarla para dar de alta tu equipo de futbol favorito y tener una sección exclusiva de ellos, y lo mismo para tu "otro deporte" (léase, no futbol) preferido. En el caso de los equipos de soccer mexicanos, también una alerta personalizada para los partidos, además de todos los marcadores en vivo. 5 estrellas. Gratuita.

Lotería: una de las más antiguas tradiciones mexicanas llevadas al iPhone. Tal como en las ferias de pueblo, hay un gritón que anuncia el símbolo que va saliendo y gana quien complete primero toda la plantilla. Único contra: sólo es para un jugador, y se compite contra la computadora, pero en la versión para iPad sí puedes competir contra otro ser humano. Altamente adictiva. 5 estrellas. Gratuita.

¿Tienes recomendaciones de aplicaciones? Ojo, recuerda que de no más de 20 pesitos.

(Es un peligro la App Store, tiene que ser realmente buena para bajar algo que no sea gratuito...)

viernes, septiembre 24, 2010

Los 34 días de Oswaldo Sánchez

La vida a veces da segundas oportunidades, pero no puedes contar con ello. Generalmente tienes un chance, una sola posibilidad de sobresalir y con ello, empezar a trazar tu camino.

El ser humano tiene poco tiempo para jugar, y quienes viven de ello, del juego, deben brillar en un parpadeo.

Oswaldo Sánchez está a la puerta de convertirse en el único futbolista en activo que acumula 50 mil minutos de juego en la Primera División de México. Pero la carrera del hombre más constante de nuestro balompié es más fugaz de lo que todos pensamos.

Les presento los 34 días de Oswaldo Sánchez



Al aire en Futbol en Serio Punto, por Televisa Deportes Network, el 23 de septiembre de 2010.

Información y voz: Ricardo Otero
Edición: Óscar Sosa
Camarógrafo: Marco Juárez

(Un pequeño paso para el hombre, pero un gran salto para el Mac.)

martes, septiembre 21, 2010

Jerry Rice: el hombre que aprendió a volar

Jerry nunca se había subido a un avión, y cuando lo hizo por primera vez, fue para embarcarse en una aventura que lo llevó a marcar una época en el deporte. Aprendió muy rápido a volar.

Mi pequeño homenaje para el mejor receptor de todos los tiempos.



Al aire en Estadio Total, de TDN, el 20 de septiembre de 2010.

Información y voz: Ricardo Otero
Edición: Hugo Ortiz

(Informó para todos ustedes, el "Bebao")

domingo, septiembre 19, 2010

El 19 de septiembre de 1985


Mi generación guarda pocos recuerdos de aquel suceso. Yo sólo tenía 4 años, lo único que conservo en mi cabeza es la imagen de estar bajando las escaleras de mi edificio en brazos de mi tio Daniel, quien era nuestro vecino en el departamento de abajo.

Vivíamos en la Colonia Narvarte, una de las muchas zonas que vivió los estragos de los terremotos de 1985 en la Ciudad de México. Aquella vaga imagen instalada como uno de mis más primarios recuerdos fue de noche, es decir, en la réplica del 20 de septiembre, cuando lo que estaba por caer, cayó.

Mis padres dicen que en el primero, el del 19 por la mañana, me aferré a una columna cuando empecé a sentir el vertiginoso movimiento de la tierra. No lo recuerdo pero supongo que desde un tercer piso se debió sentir muy feo. No nos pasó nada, afortunadamente.

Mi casa estaba a tres cuadras del Parque del Seguro Social, el anfiteatro más grande de la ciudad: ahí los familiares de los desaparecidos buscaban entre los cadáveres a sus seres queridos. Sobre ese lugar ahora hay un centro comercial al cual me prohibí ir, por los recuerdos de las noches, años después, cuando iba a ver a los Diablos Rojos del México. Gracias a Dios, no perdí a ningún familiar en aquel triste episodio de hace 25 años.

Como pueden ver, lo que sé de aquel día es más por lo que me dijeron que por lo que viví. Meses antes de aquellos terremotos, mis padres estuvieron cerca de cerrar el trato en un departamento a dos cuadras, por lo que recuerdo que me contaron, en Diagonal San Antonio y Xochicalco.

El trato al final no se hizo. No nos mudamos y ese edificio se cayó en septiembre de 1985. Serán pocos los recuerdos de aquellos días, pero agradezco que aún estamos vivos.


(Siempre he pensado que soy demasiado sensible a cualquier movimiento de la tierra.)

jueves, septiembre 16, 2010

Tercer cincuentenario



Esta imagen fue tomada el 15 de septiembre de 1960, en la celebración de los 150 años de Independencia de México.

Se trata de mi abuelo, Ángel Otero Rivero, dando el Grito como Presidente Municipal de Ecatepec de Morelos.

Mi México

Porque al final de cuentas, amo a mi país, del que les enseño una pequeña parte, lo que he visto, he vivido y lo que mi lente ha captado.


miércoles, septiembre 15, 2010

¡Perdón, México!

Si tú...

- Ofreces o pides mordidas

- Consumes o comercializas droga

- Trabajas, pero no pagas impuestos

- Trabajas bajo la ley del mínimo esfuerzo

- Robas, en sus múltiples modalidades

- Desperdicias agua, electricidad o papel

- Tiras basura en las calles

- Discriminas en sus múltiples modalidades

- Usas la palabra "indio" o similares como términos despectivos

- Ocupas lugares de estacionamiento destinados para discapacitados

- Piensas que el orgullo de tu país se juega en un partido de futbol

- Piensas que por gritar cada 15 de septiembre "¡VIVA MÉXICO!" eres un patriota

- Asumes que Masiosare es un extraño enemigo (carajo, no es broma, ¡hay gente que sí lo cree!)

- Señalas a tus gobernantes como los únicos culpables, para ocultar tus responsabilidades.

- Apoyas y donas para cubrir las desgracias en otros países, pero se te olvida cuando ocurre algo aquí (¿ya vieron lo que está pasando en Tlacotalpan?)

- Te quejas, pero no propones soluciones

- Lambisconeas a tu jefe, pero al llegar a casa le gritas a tu familia

Si tú te sentiste identificado en alguno de estos puntos (y los que me faltaron...), no tienes derecho a quejarte, no tienes derecho de minimizar las celebraciones de este país, y debes ofrecerle una disculpa a México, porque por ti, México está así.

Tampoco tienes derecho a celebrar. Tienes derecho a ponerte a trabajar, a corregir, y honrar a este hermoso país al que le debes todo lo que eres.

Porque México se celebra todos los días con tu trabajo diario, con tu estudio, con el cuidado a tus seres queridos y a tu entorno.

¡Perdón, México!

(¡VIVA MÉXICO, CULEROS!)

martes, septiembre 14, 2010

Si usted va a viajar para hacer una entrevista

Si usted tiene programada una entrevista en otra ciudad, digamos, Querétaro...

- Prográmese para llegar dos horas antes de su cita. Pueden pasar tantas cosas que hagan que se atrase...

-¿A qué hora lo citaron? ¡¿A las 9 de la noche?! Ups... Busque un lugar donde quedarse, hable con su tío que vive allá...

- Aaaah, ¿pero tiene examen al día siguiente a las 8 de la mañana? Está en problemas...

- Le recomiendo salir 5 horas antes de su cita de la Central de autobuses.

- A diferencia de sus años escolares, los lugares de atrás en los camiones no son los más chidos.

- No, no le va a tocar una chica de cuerpo escultural en el asiento de al lado. ¡NO!

- Si oootra vez pusieron la película Noches de Tormenta en el camión, no se sorprenda, es muy común. Esta comprobado que la pareja de Richard Gere y Diane Lane es la favorita de los usuarios de autobuses.

- Vaya bien acompañado. Los grandes autores son una enorme compañía.

- Si su camión sale 50 minutos tarde porque 1) viene de escala y llegó 20 minutos atrasado, y 2) cargó gasolina; dé gracias al cielo por su maniática previsión de los tiempos (Se los dije...).

- Si el ser humano de al lado (no diré quién o qué era, luego me tachan de mamón o clasista) le quiere hacer plática mientras lee, y a usted le puede que lo interrumpan al leer, conserve la calma.

- ¿Lleva el cuestionario para su entrevistado? Repáselo y repase en su cabeza la entrevista completa.

- Si en los asientos de la derecha se sientan dos seres similares a Pituca y Petaca (ahí vas mamón...), ríase de la situación.

- Si Petaca se queja por el atraso con Pituca bajo el argumento de "hueeei, vamos a llegar y todo mundo ya va a estar en la pedaaaa", en lugar de querer abofetearla, tómelo con tranquilidad y sepa que en este mundo hay gente que se queja de problemas menores a los suyos.

- Tome nota: el circuito mexiquense es una buena opción para ir a Querétaro y Pachuca.

- No se sorprenda si ve embotellamientos en Querétaro...

- ¡No olvide el cuestionario en el coche de su tío!

- Sepa que la hora a la que lo citaron no era la hora de su entrevista. Puede ser hora y media más tarde. Conserve la calma.

- Muestre interés en lo que le dice su entrevistado. Si el interés es genuino, funciona mejor.

- ¿Acabó la entrevista? ¿Le fue muy bien? No puede quedarse a celebrar, ¡corra a la central a ver si alcanza un camión de regreso!

- ¿Son las 11:28 y su camión sale a las 11:30? La buena noticia es que ya se va, la mala es que no va a poder cenar.

- Haga cuentas, llegará a casa a las 3:00 am. Relájese e intente dormir. No se preocupe si no puede, con el nivel de adrenalina que derrochó, lo más probable es que no lo haga.

- Si al llegar a casa recuerda que puso a lavar sus sábanas y que se le olvidó tender su cama... Respire. Tiéndala. A estas alturas, dormir 5 minutos menos no hace mayor diferencia.

- Recuerde que se tiene que levantar a las 7... Puede maldecir.

- ¿Logró levantarse? ¡Bien! Pero no espere que le den algún premio por ello.

- Si puso en una pregunta que 1 + 1 = 3, revise todas sus respuestas.

- Uy, ¿y aún tiene que ir a trabajar? Respire, el domingo podrá descansar (en paz).

- Si a su entrevistado le pasó una desgracia un día después de la entrevista, repita después de mí: "No fue mi culpa, no fue mi culpa, no fue mi culpa..."

(Aquí no aplica el "repita el procedimiento desde el inicio. ¡Por favor!)

lunes, septiembre 06, 2010

El Bicentenario pospuesto


México está a 10 días de celebrar los 200 años de su Independencia. Un momento, ¿10? ¿Sólo faltan 10? ¿Les cae?

A su servidor el festejo del Bicentenario le ha generado una extraña intrascendencia, similar a la de un Tecos-Jaguares de pretemporada. Por un lado se lo enjareto a que en mi última década de existencia, todas las celebraciones anuales ya me empiezan a parecer pan con lo mesmo -Navidades, Añosnuevos, Independencias, a veces inclúyase mi onomástico-, pero por otro lado, los clamores sociales lejos de enardecerme como a algunos sectores, me hacen querer mirar los acontecimientos de este septiembre desde la barrera o incluso en las gradas.

La edición de ayer de Enfoque, del diario Reforma, ofrece una descripción de los festejos del Centenario de la Independencia, encabezados por Porfirio Díaz -como abstracto de un libro que está por publicar Rafael Tovar y de Teresa- con un atractivo y contundente titular: "Porfirio sí pudo".

Tovar y de Teresa fue Coordinador de la Comisión para la Conmemoración de las Fiestas Patrias de 2010 entre septiembre de 2007 y octubre de 2008, y durante ese tiempo estudió la manera en la que Porfirio Díaz organizó la celebración de 1910. Todos los objetivos trazados por el entonces Presidente se cumplieron en tiempo y forma, ya fueran de infraestructura, homenajes, exaltación de los héroes, relaciones diplomáticas o monumentos. En torno a esos últimos hay tres obras tangibles: la Columna de la Independencia, el Palacio de Bellas Artes y el Hemiciclo a Juárez.

El panorama para el Bicentenario es bastante diferente: son pocas las obras que quedarán en tiempo y los festejos parece que serán olvidables. Y sin querer entrar en honduras -porque no es mi campo- me pregunto que tan cierto es que el escenario social y político sea tan similar al de hace 100 años.

Ante tantos atrasos y la desilusión que se siente entre la gente de este país, les planteo una solución (¿ya pasó la fecha de entrega para Iniciativa México? Chín, ni modo...): celebrar el Bicentenario de nuestra Independencia en 2021.

Ah, de hecho, ¿no se consumó en ese año la Independencia? Es pregunta.

(¡No me ha llegado mi banderita bicentenaria! Buuuuu...)

viernes, septiembre 03, 2010

El Ocho Pichichis Germán Dehesa


Se confesó alguna vez como un niño enfermizo, que caía en las garras de cuanto virus, bacteria o micoorganismo se le acercaba. Aquel pequeño Germán, como casi todos los infantes, tuvo el sueño de jugar futbol y emular a los ídolos de su época, pero entre gripas e infecciones, además de un cuerpo escuálido y napoleónico (por la estatura) las canchas del Instituto México distaron de ser la cuna deportiva del ocho veces Pichichi Germán Dehesa.

En algún momento encontró su vocación, y de las canchas pasó al papel. En lugar de driblar defensas, bailó con la pluma; en vez de emocionar con sus goles, maravilló con su vocabulario; y ante la imposibilidad de levantar una chilena como la de Hugo, arrebató aplausos en un escenario teatral.

Los personajes de su juego bien pudieron haber formado un equipo de futbol: la potosina, la Hillary, Canito, Colima, Viruta, el Bucles, la Pequeña Carlos y el Huarashington; todos ellos seguramente, como el Charro Negro, habrían sido malísimos, pero tan memorables y divertidos como once Chanfles enfundados en azul y oro. Más malo fue al enumerar sus favoritos en un partido de cualquier deporte, hasta de matatena olímpica: la regla era simple, si Germán le va al blanco, apuéstale al negro.

Describió al Estadio Olímpico Universitario como el más hermoso del mundo y lo argumentó de manera contundente: a ningún aficionado como a los auriazules nos brillan los ojos tanto cuando entra a su feudo. Su carácter de miembro del Patronato del Club Universidad, como uno de los personajes que llegaron a salvar a los Pumas de su época de vacas flacas de los años 90, le otorgó un lugar en el palco de honor, donde unía sus gritos a los de los otros tantos miles. No dudo en reconocerlo como el más grande fanático contemporáneo del equipo cuyo amor compartimos.

Al Ocho Pichichis ya le dieron el silbatazo final. Tal como lo marcaron sus primeros años de vida, una enfermedad le exigió su último aliento. Falleció dormido en un sillón, al lado de sus familiares, sin dolor, como él lo deseaba. Ahora, es momento de ondear los pañuelos blancos, alzar en hombros al héroe y rendirle pleitesía: Germán Dehesa se retira del deporte de la vida como un campeón.

Y por cierto, hoy toca.

miércoles, septiembre 01, 2010

Mi librería favorita

Cuando iba en la prepa, los viernes salía a las 12:00, pero debía quedarme un par de horas a esperar que terminara mi hermano. En el inter, en algunas ocasiones me daba una vuelta por la Librería Gandhi de Miguel Ángel de Quevedo, que me quedaba a 5 minutos caminando. Y cuando tenía suerte (léase, algo de dinero en la cartera), compraba un libro.

Esos fueron mis primeros años como lector. La primera vez que leí un libro por gusto propio habrá sido hasta los 15 o 16 años. Desde entonces, mientras algunas damas pueden pasar horas entre anaqueles de tiendas de ropa, yo lo hago en librerías.

Mi poco, poquísimo mundo recorrido, me da poca autoridad para hablar de lugares de fuera de este país. Tal vez eso explique un poco de la fascinación que experimenté por Nueva York en mi visita en el último año nuevo. Y allá en la Gran Manzana fue que me enamoré perdidamente de una librería.

El 1 de enero de este año fui a parar a Barnes & Noble, en la esquina de la calle 66 y Broadway, muy cerca de Lincoln Center. Me separé de la comitiva familiar que se dirigía al Museo de Historia Natural para comprar el libro que escribió mi amigo Robert Rosen, ya que él mismo me dijo que ahí seguía en existencia.

Es difícil describir la fascinación que sentí al entrar. Un local inmenso de 4 pisos con miles de libros, revistas, calendarios, postales, un Starbucks y artículos de todo tipo. Subí al último piso a la sección de música para buscar la obra de Bob (que para los que no lo recuerden, es sobre John Lennon) y además me quedé babeando otra media hora entre más libros de los Beatles, Rolling Stones, Bob Dylan, The Doors... Y opté por comprar otro de portadas de discos de la década de los 60...

El presupuesto no me daba para mucho. Dicen que el dinero no compra la felicidad, pero ir a Nueva York sin adquirir nada es como desperdiciar la mitad del viaje. Al regresar a la planta baja recordé que seguía buscando postales decentes para mi gente, y habré comprado unas 7 u 8, entre ellas una del edificio Dakota en 1890, apenas unos años después de su inauguración, con gente patinando en un lago congelado en Central Park. Quería llorar de la pura emoción de ver algo así.


Dos días después, Bob me firmó su libro bajo el cobijo de una deliciosa taza de café (con Bailey's, si no mal recuerdo) en su departamento; un mes después, el libro de las portadas de los discos llegó a manos de mi mejor amiga, Sagra, quien sabía que lo valoraría tanto como yo; y pocos días después, tras un par de peleas con la gente de correos, la postal llegó a su destino en Vancouver, con Silvia.

Tres de las mejores inversiones que he hecho en los últimos meses.

Pues bien, ayer en la noche el New York Times informó que la sucursal de Barnes & Noble en Lincoln Center cerrará en enero, aún cuando es considerado por los vecinos como un ícono de la zona.

De acuerdo con el NYT, la proliferación del mercado de los libros electrónicos en Estados Unidos ha minado las ventas de las librerías, por lo que toda la compañía Barnes & Noble ya se puso en venta. Una pena.

Es un hecho que cuando regrese a Nueva York (que por más que quería que fuera este año, lo veo imposible) ya no estará mi librería favorita. Si van para allá antes de que acabe enero, no sean gachos y tráiganme algo.

(Claramente en México, donde nadie lee, nunca tendremos un lugar así... Moraleja: tengo que viajar más.)

domingo, agosto 29, 2010

Nuevas estrategias de ventas

En un rondín por el súper (no diré cuál) el pasado jueves, entré al pasillo del chile piquín y me encontré con esta ofertota por un botecito de Tajín:


Pensé que tal vez se trataba de una nueva táctica de ventas, tipo "éjele, mira, este producto es de 14.50 pesos pero es TAN bueno, que lo pusimos 12 centavos más caro, aprovecha, es de altísima calidad." Y como Mac es muy obediente, tomó su frasquito de chile piquín... Bueno ya, no tenía en casa, y después de todo, 14.62 no me pareció un mal precio por el producto.

En fin, el sábado regresé al mismo supermercado por pan de caja, y fui de nueva cuenta al pasillo de los picantes para ver si seguía el mismo anuncio. Y no sólo me percaté de que ahí permanecía, sino que también me topé con este:


Esta vez no caí. No necesito Valentina de etiqueta negra, no creo que sea TAN buena.

Y usted, ¿va al súper, o a la Comer? (Ups...)

(¿Habré sido muy irresponsable por comprar ese chile piquín encarecido?)

viernes, agosto 27, 2010

Los más afortunados

Admito que no soy muy fan del beisbol. Me parece que es una locura que un equipo tenga 162 partidos en un espacio de 6 meses, pienso que eso hace que cada juego pierda todo el sentido y la importancia. Las Grandes Ligas existen para mí durante octubre e inicios de noviembre: ni antes ni después.

Pero una cosa es cierta: con algo así como entre 2 mil 500 y 3 mil partidos al año, las historias se vuelven casi infinitas, y eso es garantía de que aquellas que trascienden al paso del tiempo son realmente gestas heróicas.

Una de las más antiguas es la de Lou Gehrig, una leyenda de los Yanquis de Nueva York que jugó 2 mil 130 partidos de manera consecutiva, sin perderse uno solo por lesión, enfermedad, problemas personales o simple desidia. Gehrig fue contemporáneo de "Babe" Ruth en los años 20 y 30.

Aquí Mac sale arropado por tres leyendas de los Yanquis en Monument Park, atrás de la barda del jardín central de Yankee Stadium, en la fría tarde del 3 de enero de 2010. A la izquierda, Henry Louis "Lou" Gehrig.

A este legendario pelotero lo detuvo una extraña enfermedad que, de hecho, él mismo popularizó. La esclerosis lateral amiotrófica (ELA) es conocida como "la enfermedad de Lou Gehrig", un mal que provoca una parálisis muscular progresiva sin meterse con la capacidad de raciocinio. Es decir, poco a poco dejas de moverte, pero el cerebro permanece intacto. ¿Les suena el caso de Stephen Hawking? Sí, él la padece.

El día de su retiro, el 4 de julio de 1939, ya aquejado por la enfermedad, Gehrig dio uno de los discursos más memorables, si no es que el más, en la historia del deporte, donde se calificó como el hombre más afortunado sobre la faz de la Tierra.



Gehrig falleció en 1941, y tuvieron que pasar 56 años para que alguien jugara 2 mil 131 partidos consecutivos: Cal Ripken Jr. llegó a 2 mil 632.

Pero el ejemplo de Gehrig sigue fascinando a las generaciones que no lo conocimos. Ese fue el caso del cantante Kyle Thompson, quien compuso esta canción en honor al legendario yanqui: "The Luckiest Man Alive", que conocí gracias a mi amigo Enrique Ballesteros, que trasladó esta historia a la de Mauricio Peña (véanla, vale mucho la pena), ex jugador de los Pumas que también padece ELA y fue objeto de un homenaje de sus contemporáneos en el balompié hace algunos días.



Gehrig, Peña, y Thompson compartieron en distintos lugares y momentos, el mismo mal, y se sintieron los hombres más afortunados sobre la faz de la Tierra.

(Imagínense si me gustara el beisbol...)

miércoles, agosto 18, 2010

Twitter y el nuevo periodismo ciudadano

Hoy en día existen los suficientes canales y herramientas tecnológicas para que el ciudadano de a pie realice una cobertura de un evento en tiempo real.

Los medios de manera paulatina están volteando hacia ese fenómeno para canalizar lo que su auditorio observa y comparte mediante su blackberry, iPhone, teléfono celular o laptop. Todos los gadgets que les mencioné -y los que me faltaron- tienen capacidad para combinar diferentes elementos: la blackberry y el iPhone pueden enviar textos breves y fotografías, y la laptop quizás no tenga la movilidad de los anteriores, pero permite editar textos e imágenes más grandes.

Un portal coreano, Oh my News, apostó desde hace varios años al periodismo ciudadano: formó una comunidad de usuarios que envíaban la información que su equipo de editores se encargaba de vestirla para que fuera presentable. No es muy diferente a lo que se hace en los diarios, con la diferencia de que la labor de los ciudadanos es la que realizan los reporteros, quienes tienen la capacidad y el olfato de ir directamente a la información que es relevante.

Los medios mexicanos han apostado desde hace varios años a la interacción al abrir espacios limitados para el contenido de su auditorio, muchos sin darse cuenta que esos espacios ya lo proveen sitios como Blogger, Wordpress, Flickr, YouTube y, por supuesto, las redes sociales, que además ya proveen de un público perfectamente segmentado y conocido.

Todas estas facilidades nos ponen nuestros "cinco minutos de fama" literalmente al alcance de la mano. Pero como ya dije hace tiempo en un post: "tener Twitter no te hace reportero y tener un blog no te hace columnista".

Más de un año de experiencia en Twitter, pero más importante aún, tres años y medio como coeditor web del que considero el mejor diario del país, me dejaron alguenas lecciones sobre las coberturas en tiempo real, por lo que les comparto tres reglas básicas:

1. El tiempo real no es un recurso del que se pueda abusar. La historia puede cambiar de un momento a otro. Un doctor puede decir que Salvador Cabañas nunca volverá a jugar futbol, y en 15 minutos otro médico puede asegurar que jugará el Mundial; y en lugar de tener dos notas que se contradicen entre sí, podemos esperar tantito y darle al público un hermoso artículo que diga: "Doctores se contradicen respecto a futuro de Cabañas". (Sí, ese caso fue real.)

2. La información en tiempo real debe ser solicitada por el lector. El riesgo de Twitter es que por seguir a alguien podemos estar expuestos a recibir información que no deseamos ver en ese momento. Si no te gusta el futbol, probablemente apagues al pajarito cuando viene un partido de la Selección; y si tienes un gusto moderado por él, tal vez sólo te baste revisar dos horas después la crónica del partido.

3. Lograr un balance en el uso de las herramientas. El exceso de tweets es pésimamente visto, y para ello existe una regla de oro que también enuncié anteriormente: si te cabe en 140 caracteres, haz un tweet; si no, escribe un post.

Es sencillo, como en toda situación de la vida, aplica el proverbio "no hagas lo que no te gustaría que te hicieran".

(Soné tan mamón con eso de los tres años y medio de experiencia...)

jueves, agosto 12, 2010

Mark David Chapman, ¿libre?


Esta es la evolución de un hombre que ha pasado tres décadas en la cárcel.

Mark David Chapman está a unos meses de cumplir 30 años en prisión, desde la noche de aquel 8 de diciembre de 1980 cuando asesinó a John Lennon con 4 disparos por la espalda.

Su sentencia fue de 20 años a cadena perpetua, por lo que desde 2000 es candidato a recibir libertad provisional. En agosto de cada dos años tiene una audiencia para que las autoridades del estado de Nueva York determinen su estatus legal.

Pero Chapman no es un preso común. Su posible libertad es un tema que cada 2 años aparece en los medios y provoca que el recuerdo emerja entre los fans de Lennon. Y pese a que Yoko Ono se ha mostrado como una promotora de la paz desde que salió a la luz su relación con John, no ha podido perdonar al asesino de su esposo.

Pues sí, cada dos años es la misma historia: Chapman solicita audiencia, Yoko se pronuncia en contra de su liberación, y el homicida permanece tras las rejas. En esta ocasión, la sexta, ya se cumplieron los primeros dos pasos, pero a diferencia de las otras veces, la sesión en la que se decidirá el futuro de este hombre fue pospuesta un mes. Tentativamente el 7 de septiembre sabremos si el reclusorio de Attica tendrá un inquilino menos.

Y la pregunta que cada dos años me hago es ¿habrá alguien más loco que Chapman que acabe con él en venganza por la muerte de Lennon?

Chapman cumplió 55 años en mayo, por lo que ya pasó más de la mitad de su vida tras las rejas. Pero si sale, ¿podrá sentirse libre?

(Hay sentencias que son de cadena perpetua sí o sí.)

domingo, agosto 08, 2010

Jerry Rice: el 80 ya es inmortal

This is finally it.
There are no more routes to run,
no more touchdowns to score...
Let me enhale it all in one more time

Jerry Rice, 7 de agosto de 2010


El número 80 ya tiene un nombre adherido a él: Jerry Rice.

En el Draft de la NFL de 1985, San Francisco era tenía el último en escoger a sus prospectos al ser el campeón defensor. Pero el coach Bill Walsh quiso adelantarse lo suficiente para poder fichar a un receptor que venía de una universidad de bajo perfil y con números no muy impresionantes en las pruebas de los scouts.

A Jerry Lee Rice, un chico de la Universidad de Mississippi Valley State, lo pretendían los Vaqueros de Dallas, que tendrían el turno 17, por lo que los 49's negociaron el sitio 16 a los Patriotas de Nueva Inglaterra y literalmente por cuestión de minutos, San Francisco se lo quitó a Dallas. El tiempo le dio la razón a Walsh: ese joven que nunca antes había tomado un avión, hizo volar muy alto a una franquicia que apenas se estaba acostumbrando a ganar.

Sólo el mejor de la receptor de la historia podía ser el ideal para el más grande quarterback de todos los tiempos. Joe Montana y Jerry Rice formaron la dupla más de ataque aéreo más mortífera en la NFL. Y precisamente, el día que esta pareja se convirtió en leyenda, fue mi bautizo como aficionado del futbol americano.

Recuerdo poco, pero suficiente. Tenía 7 años, casi 8. Fue el 22 de enero de 1989 y estaba en la casa de un tío en Cocoyoc. Vi a Montana montar guíar 92 yardas a los 49's de San Francisco con menos de dos minutos en el reloj hasta la zona de anotación de los Bengalíes de Cincinnati con un pase a John Taylor. San Francisco ganó el Súper Tazón XXIII 20-16 y el Jugador Más Valioso de aquel partido fue Jerry Rice, con una actuación de 215 yardas por recepción y un touchdown. Es el primer partido de futbol americano del que tengo memoria.

Un año después, San Francisco volvió al Súper Tazón para despedazar 55-10 a Denver. Para Montana era su cuarto título de la NFL y su tercer reconocimiento como MVP.

Más tarde, Rice hizo mancuerna con Steve Young, y juntos guiaron a los 49's a ganar el Súper Tazón XXIX al apalear a San Diego 49-26.

Ayer, Jerry Rice entró al Salón de la Fama del Futbol Americano (aquí la transcipción completa de su discurso) como el poseedor de un sinnúmero de marcas de la NFL.

En su carrera (1985-2004)
- Más touchdowns: 208
- Más recepciones: 1,549
- Más temporadas con 50 o más recepciones: 17
- Más juegos consecutivos con al menos una recepción: 274
- Más yardas por recepción ganadas: 22,895
- Más temporadas con más de 1,000 yardas por pase: 14
- Más juegos con 100 o más yardas por pase: 76
- Más yardas combinadas (por pase y tierra) ganadas: 23,546
- Más yardas ganadas por pase en una temporada: 1,815 (1995)

Súper Tazones
- Participó en cuatro, tres con San Francisco y uno con Oakland (XXXVII, perdieron con Tampa Bay)
- 3 títulos con los 49's: XXIII ante Cincinnati, XXIV ante Denver y XXIX contra San Diego
- Jugador Más Valioso del Súper Tazón XXIII
- Más puntos anotados: 48
- Más puntos en un juego: 18 (empatado con Roger Craig, Ricky Watters y Terrell Davis)
- Más touchdowns en su carrera: 8
- Más touchdowns en un partido: 3 (empatado también con Craig, Watters y Davis)
- Más recepciones: 33
- Más recepciones en un juego: 11 (empatado con Dan Ross, Deion Branch y Wes Walker)
- Más yardas ganadas por recepción: 589
- Más yardas ganadas en un juego por recepción: 215
- Más yardas ganadas combinadas: 604

Me pregunto si el recinto de Canton es suficiente para tanta grandeza.

(Chia, iba a ir a Canton. Ni modo, I made my choice.)

miércoles, agosto 04, 2010

El nuevo ataque de Schevchenko

Andriy Schevchenko saltó a la fama cuando gracias a tres goles suyos, el Dynamo de Kiev le ganó al Real Madrid en la los Cuartos de Final de la Liga de Campeones de Europa 1998-99.

Eso llamó la atención de un monstruo del futbol europeo, el Milán, que lo contrató como centro delantero. Ahí se cansó de hacer goles. En 2006 llevó a la selección de Ucrania a los Cuartos de Final del Mundial de Alemania, en el debut de su país en esos torneos. Después fue al Chelsea, donde no pudo brillar igual y ahora está de vuelta en el Dynamo de sus amores.

Es uno de esos delanteros rápidos, de pegada fuerte, que te matan de un sólo golpe. Pero a los 33 años la velocidad y la fuerza van disminuyendo, así que "Sheva" tiene que buscar nuevas maneras de atacar. Y un buen anotador sabe que a esa edad hay que sacar el colmillo y las mañas.

Pues bien, aquí les presento la nueva de Schevchenko:



Abusados con la defensa, eh.

(Lo mejor es la cara del reportero cuando se vio sorprendido, no supo ni cómo reaccionar frente a la cámara, jaja.)

sábado, julio 31, 2010

¿Eres feliz?


Mac leía Publímetro (sí, Publímetro, es el futuro del periodismo impreso, hermanos míos) y vio una nota de un estudio para medir la felicidad de la gente.

Lo curioso, es que el objeto de medición fueron 300 millones de tweets para crear un mapa del estado anímico de sus usuarios. Los investigadores de la Northeastern University en Boston sacaron varias conclusiones, y creo que no son del todo descabelladas:

- La gente es más feliz en las mañanas y al anochecer: es decir, cuando se despiertan y cuando están por salir de trabajar. Cierto: nunca he visto un tweet de "malos días tengan todos ustedes" o "carajo, ya voy a salir de trabajar, no quiero llegar a mi casa".

- El estado de ánimo baja a media tarde. ¿Angustia laboral?

- La felicidad alcanza un pico el domingo por la mañana y se hunde el jueves por la noche. También, razonable: somos más felices en el fin de semana y menos cuando la semana ya va avanzada, pero no he visto de alguien que se queje porque sea viernes (excepto yo cuando descansaba de trabajar en miércoles y jueves).

Y aunque estos investigadores aceptaron que sus hallazgos no son ciéntificos, una cosa queda clara:

No nos gusta trabajar.
(Ningún estudio tuvo que hacer que me diera cuenta que soy muy transparente en Twitter: mi padre me lo recuerda a cada rato.)

miércoles, julio 28, 2010

El futbol mexicano y la imaginación

Aclaro, este es un ejercicio de pura imaginación. Y así debe ser tomado.

Pensé en Valentín Diez, propietario del Toluca, en la reunión del lunes entre los dueños de los equipos de Primera División. En algún momento, Néstor de la Torre, director de selecciones nacionales, le pide que ceda al técnico de su equipo, José Manuel de la Torre, para que dirija a la Selección Nacional.

Don Valentín se niega. ¿Por qué? Ya empezó el torneo, ya se hizo una planeación y quiere defender el título que ganaron en el torneo pasado. Muy legítimo. "Se los doy en diciembre, total, no hay partidos oficiales hasta mediados del próximo año". Cierto.

OK, pero hay otro problema, tenemos un invitado de lujo para dentro de dos semanas: viene el campeón del mundo. Y peor aún, hay otros tres para septiembre. ¿Quién dirige al Tri? Ningún equipo va a querer soltar a su técnico.

En ese momento surge la voz de Jesús Martínez, dueño del Pachuca, que propone que Enrique Meza dirija a la Selección en el partido contra España. ¿Cómo lo justificamos? Un homenaje. Sí, un homenaje por su trayectoria. No sé si alguno de los dueños se acordó que Meza es el único técnico que ha perdido un partido oficial con el Tri en el Estadio Azteca. "¿Y luego? Hay otros tres partidos y no podemos tomar al técnico de algún club...". Y se acuerdan que Efraín Flores, ex entrenador de las Chivas, ahora trabaja con las Fuerzas Básicas de ese equipo. Asunto arreglado.

"¿Y qué dirán allá afuera? Se quejarán, pero el Azteca se va a llenar el 11 de agosto."

Insisto, fue pura imaginación.

(Imaginar también tiene su chiste, en este caso me llevó bastante más tiempo que lo que podrían tardar en elegir a un técnico.)

sábado, julio 24, 2010

La vida a los 88

Para mi abuelo Ángel.
Feliz cumpleaños, donde quiera que estés.

No me gustan los velorios. No puedo evitar pensar quién es el que sigue, o que esa puedo ser yo.

Ya enterré a mis padres, algunos hermanos, amigos y hasta a mi esposo. Afortunadamente no a mis hijos, pero sí a sobrinos.

Hoy fue uno de esos últimos. Tenía 40 años menos que yo.

Pero pese a mi edad, no dejo de darle lata a mis hermanas.

viernes, julio 23, 2010

¿Quién es el árbitro?

Su trabajo consiste en hacerse odiar.
Única unanimidad del futbol: todos lo odian.
Lo silban siempre, jamás lo aplauden.

Eduardo Galeano


¿Se acuerdan de la mano de Thierry Henry en el partido eliminatorio entre Francia e Irlanda?

El sueco Martin Hansson definió a uno de los clasificados al Mundial que acaba de terminar. Irlanda ganó 1-0 a Francia en el tiempo regular y obligó que se jugarán los tiempos extra, luego de caer por el mismo marcador en Dublín. Ya en la prórroga, Thierry Henry bajó el balón con la mano en el área rival y lo sirvió para William Gallas, que anotó de cabeza el gol de la diferencia.

La mano, o mejor dicho, las dos manos que cometió Henry en la jugada, le dieron la vuelta al mundo y sentenciaron la condena pública primero al delantero infractor y luego al árbitro: ni Martin Hansson ni sus auxiliares observaron la falta y dieron por bueno el gol de Gallas. Francia clasificó a Sudáfrica 2010 y pagó fuerte su karma.

Pero curiosamente, desde meses atrás, Hansson era objeto de un documental que registró su vida en el año previo al Mundial de Sudáfrica, mostrando su carrera ascendente que lo puso como árbitro de la Final de la Copa Confederaciones 2009, en junio.

Naturalmente con el error fatal de aquel 18 de noviembre en el Stade de France, el enfoque cambió. Este fue el producto final, dura 28 minutos, pero vale mucho la pena.



Hansson sí fue convocado por la FIFA para estar en el Mundial. ¿Se acuerdan de él? Nadie lo vio en las canchas: sólo tuvo trabajos como cuarto árbitro, el más importante en el partido Brasil Chile, de Octavos de Final.

martes, julio 13, 2010

El Reina de España


Pepe Reina es el portero suplente de España.

Teniendo a un monstruo como Iker Casillas al lado es difícil pelear por entrar a la cancha, pero el arquero del Liverpool bien podría ser titular si tuviera cualquier otra nacionalidad.

Pero para lo que ni Casillas, ni ningún otro jugador de la selección española es mejor que él, es para ser el alma de la fiesta.

En el avión de regreso de La Furia de Johannesburgo a Madrid, Reina le hizo burla a Casillas que viajaba al lado de su novia, y se le unieron David Villa y Sergio Ramos.



Pero no es la primera vez que Reina pone el desmadre. Hace dos años, en el vuelo de Viena a Madrid después de ganar la Eurocopa, el portero lo volvió a hacer.



Y quizás Iker Casillas sea mejor portero, pero en algo sí es mejor Pepe Reina: en las clases de inglés. Este mano a mano ocurrió en febrero de 2009, justo antes del partido de ida de los Octavos de Final de la Liga de Campeones de Europa entre el Real Madrid y el Liverpool.



(Por cierto, el Liverpool ganó ese partido 1-0.)

Reina fue el animador del equipo español en el festejo de ayer en Madrid. Presentó uno a uno a sus compañeros y encendió a la multitud. No se pierdan este video.



Todo equipo debe tener a un jugador así, aunque no entre a la cancha.

lunes, julio 12, 2010

El arquero


"Es un solo. Está condenado a mirar el partido de lejos. Sin moverse de la meta aguarda a solas, entre los tres palos, su fusilamiento. Antes vestía de negro, como el árbitro. Ahora el árbitro ya no está disfrazado de cuervo y el arquero consuela su soledad con fantasías de colores."

Este fue un fragmento del texto "El arquero", del libro "El futbol a sol y sombra" de Eduardo Galeano.

La posición de portero es la más ingrata del futbol: un error suyo tiene las más altas posibilidades de valer un gol en contra; su trabajo, como también lo dice Galeano, consiste en apagar los errores de sus defensas; mientras sus delanteros brillan al atacar, él está solo en su área; cuando anota su equipo, está tan lejos que no puede llegar al festejo.

Al minuto 116, Andrés Iniesta marcó el único gol de la Final del Mundial, e Iker Casillas estaba a más de 100 metros del lugar donde festejaron todos con el 6 de la "Furia". Una cámara lo apuntó y reveló al portero estallando en un llanto infantil, las lágrimas de un hombre que se dio cuenta que ya estaba a 5 minutos de consagrarse como campeón mundial.

"Lleva a la espalda el número uno. ¿Primero en cobrar? Primero en pagar. El portero siempre tiene la culpa."


Iker fue el primero en alzar la copa.