domingo, noviembre 29, 2009

Mientras mi guitarra llora suavemente

Paul sacó el ukulele, y cantó la melodía más grande compuesta por su amigo George.



Aquella escena, que pude ver en vivo el 2 de noviembre de 2002, se repitió 27 días después en el Royal Albert Hall de Londres, en el Concierto para George.

Un año después de su muerte se reunieron sus amigos para recordarlo y brindarle uno de los mayores homenajes en la historia. Al lado de Paul y Ringo, gente como Eric Clapton, Ravi Shankar, Tom Petty and the Heartbreakers, Billy Preston, Joe Brown y hasta los mismísimos Monty Phyton se unieron a Dhani, el hijo de George, para cantarle.

El 29 de noviembre de 2001, George Harrison perdió la batalla contra el cáncer de pulmón, no sin antes dejar "algo" en este mundo: un inmenso legado musical, que a 8 años de distancia permanece intacto.

1 comentario:

In phidelio dijo...

Grax por Under the folding branches. Ya no pude decirte.