lunes, mayo 18, 2009

Mario, el uruguayo


Me siento como un carroñero literario, nunca he leído nada de Benedetti, y me empieza a interesar más ahora que murió. Ni modo, más vale tarde que nunca.

No es que Benedetti no estuviera entre mis deseos literarios, al contrario, ya le "traía ganas", pero se adelantó y tendré que esperar un poco para comprar sus libros, porque se van a poner carísimos. Mientras tanto, un día de estos le robaré a mi padre La Tregua, que lo vi en su librero, y ya me gané otro: Un Mito Discretísimo (¡gracias Clau!). Tendrán la reseña cuando lo lea, lo cual, podría aún tardar, porque tengo una fila de obras por leer.

Después de revisar algunos de sus poemas (que insisto en aquello que dije hace dos posts sobre los poetas) tengo una cosa clara: mi homenaje para ese hombre será cuando le dedique un poema suyo (no diré cuál, no sean chismosos) a la mujer de mi vida.

He dicho.

1 comentario:

Silvia Almanza "Vasconcelos" dijo...

ashhhh quiero saber cual!!!